LEMA DE ESTE BLOG

Lema de este Blog:

...Vivir consiste en construir futuros recuerdos.(Ernesto Sábato)

UN TAL ANTONIO…

El pasado mes de julio, en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, tuvo lugar la lectura y defensa de la Tesis Doctoral sobre Reformas laborales, competitividad y empleo (1977-2012), presentada por Antonio Gutiérrez Vegara.

La Tesis de Antonio fue evaluada como Sobresaliente Cum Laude por unanimidad de un Tribunal compuesto por prestigiosos expertos en economía, sociología y derecho. Dicha Tesis resulta relevante tanto por el objeto de la investigación como por el autor de la misma, pues el propio Antonio habría participado en muchos de los episodios que ahora analiza, contribuyendo decisivamente tanto a la renovación del sindicalismo en su doble dimensión de reivindicación  y propuesta, como al debate político sobre los retos sociales y económicos de nuestro país.

Antonio Gutiérrez en su Tesis pone en cuestión el paradigma sobre el que se han sustentado las más de cincuenta reformas laborales acumuladas durante 35 años, articuladas en torno “al principio recurrente que correlaciona desregulación y flexibilidad con creación de empleo”, lo que la realidad desmiente reiteradamente al tiempo que pone de manifiesto sus negativas consecuencias tanto en términos de pérdida de competitividad económica como de aumento de la vulnerabilidad social. 

Cada vez que se pone en marcha una “nueva reforma” se presentaba como “la necesidad inaplazable de superar las rigideces de nuestro mercado laboral para facilitar el crecimiento económico y la creación de empleo”, ignorando deliberadamente que se trata de un mercado derivado de otros, cuyas  responsabilidades se omiten. (Ver un articulo de su puño y letra en El Pais titulado "Reformas sin progreso" )

En definitiva que Antonio Gutiérrez, mantiene en la tesis, con una serie de datos incontestables, que ninguna de estas 52 reformas laborales sirvió para crear empleo, -todo lo contrario para precarizarlo-, ni para incrementar los salarios, mejorar la productividad o la competitividad, ni por supuesto para arreglar el desajuste  en el reparto de la riqueza entre capital y trabajo. 

Soy de los pocos privilegiados que tiene completa su Tesis, con sus 300 paginas, pues el mismo día que la presentó en la Universidad me puse en contacto con él para que me la enviara. Antonio no solo me la mandó sino que  me sugirió que solo leyera determinadas páginas para que me resultara menos pesada su lectura. Yo como siempre le hice caso, aunque en principio me puse chulito y le comente que la iba a leer de cabo a rabo, pues hay que leer los clásicos y Antonio a pesar de su  juventud -acaba de cumplir los 66 años- es un clásico y de los buenos.

A mi modesto entender es una muy gran Tesis, que debería ser útil  para el debate de quienes están vinculados actualmente con el mundo de trabajo, la economía y la política.  Esperemos que alguna editorial la publique para conocimiento general. Por cierto resaltar que la aprobación de esta Tesis Doctoral, supone en lo personal, que Antonio  a partir de ahora debe de incluir en su curriculum, lo de Licenciado en Ciencias Económicas, con calificación final de Sobresaliente Cum Laude,  todo un honor para él, pero también un orgullo para muchas personas que conocemos su afán de lucha y superación.

Con Nicolas Redondo y Antonio Gutierrez el 1 de mayo de 1989


Estos han sido los hechos. Pero quien es Antonio... Brevemente: Antonio Gutiérrez Vegara es un político y sindicalista español. Nacido en Orihuela el 20 de mayo de 1951. Desde muy joven participó en el movimiento sindical clandestino durante el franquismo. Con 15 años sufrió su primera detención. Desde 1987 hasta el 2000 fue secretario general de CCOO, reemplazando a Marcelino Camacho. También ha sido parlamentario, adscrito al Grupo Socialista durante las dos legislaturas del gobierno Zapatero (2004-2011).

Dice de él, Javier López -amigo y compañero- en un artículo reciente: Un hombre que ha sido secretario general de CCOO durante más de 12 años. Que dirigía el sindicato aquel 14-D en que se produjo la primera gran Huelga General de la democracia. Que fue luego diputado socialista durante las dos legislaturas de Zapatero. Ese Antonio Gutiérrez, de extracción trabajadora y de estudios universitarios tardíos, no merece unas cuantas reseñas cuando, a sus 66 años, lee su tesis doctoral ante un tribunal universitario, que termina concediéndole un Sobresaliente Cum Laude…”

Pues si, Javier, tienes toda la razón, pero en un país que Belén Esteban vende mas libros que un premio Cervantes y Terelu Campos mas que un Nobel, que vas a esperar…

En fin, continuo. Cuenta Antonio a sus íntimos,  que unos días después de dejar la secretaria general de CCOO llamo por teléfono a un compañero dirigente del sindicato y le contesto una de las hijas, la saludo por su nombre y le dijo querer hablar con su padre. Ella sin más y sin tapar el teléfono llamo en voz alta a su padre diciendo: un tal Antonio quiere hablar contigo. Antonio pensó: Joder y sólo llevo una semana sin ser secretario general.

Conocí a Antonio en los años 80, aunque anteriormente ya tenía referencias de él.  El era responsable de comunicación Confederal  y yo  del sindicato ferroviario y fueron muchas las ocasiones que tuve que hablar con el para cuestiones de información y prensa. Por cierto siempre dispuesto a asesorarte y darte consejos -nunca órdenes- de lo que consideraba que había que hacer.

Después en los muchos años que estuve de secretario de comunicación de CCOO de Madrid continuamos contactando con buena química personal y política. Recuerdo muchas anécdotas de Antonio, de esas que yo siempre digo que son  pequeñas historias o intrahistorias.


Presentando un acto de homenaje a Marcelino Camacho, con el Padre Llanos y Antonio Gutierrez en marzo de 1988


Recuerdo por ejemplo una de ellas en la Huelga General del 14 de diciembre de 1988, el famoso 14D. Habíamos tenido un encuentro con los medios de comunicación sobre las 12,00 h en Fernández de la Hoz, sede Confederal de CCOO y nada más terminar, sin tiempo de tomar un aperitivo, le entro unas prisas por irnos a Lope de Vega -sede de CCOO de Madrid- donde teníamos previsto una asamblea con los que habían estado de piquetes en el trascurso de la jornada, para intercambiar información como había transcurrido la huelga en Madrid y en el conjunto del estado.

Decíamos los de Madrid que había tiempo y que de cualquier manera hasta que no llegáramos no iba a empezar la asamblea, pues estaba con nosotros el SG de Madrid, por aquel entonces Rodolfo Benito. Pues nada a pesar de nuestras lógicas razones, cuando llegamos a Lope de Vega, sería un poco más de las 13,00 h la asamblea ya había comenzado y allí estaba Marcelino subido al estrado dándole un mitin a más de mil compañeros y compañeras de CCOO que habían estado de piquete a lo largo de la mañana. No tuvo apenas importancia pero la intuición de Antonio era manifiesta.

Recuerdo que en las ruedas de prensa de CCOO  las compañeras de los medios cuando finalizaba la comparecencia hablaban entre ellas para consensuar un titular, cuestión que no les era fácil de la cantidad de “titulares” con enorme sentido, que siempre dejaba Antonio Gutiérrez en sus comparecencias públicas. Seguro que se acuerdan esas grandes periodistas de laboral que fueron Carmen Parra, Belén Cebrián, Enriqueta de la Cruz, Elisa García, o sus colegas de EFE Eduardo Ubiña y Ángel Alonso, entre otros.

Como igualmente se acordaran los periodistas que cubrieron un debate en Antena 3 en víspera de otra HG donde deberían estar Nicolás Redondo y Antonio Gutiérrez  y por causas relacionadas con la cooperativa PSV de UGT no fue Nicolás y tuvo que fajarse solo Antonio contra media docena de periodistas con las uñas bien afiladas y la verdad que los que vimos el debate nos sentimos orgullosos de ser sindicalista y de forma especial de ser de CCOO

En fin serian muchas y muy variadas las anécdotas que recuerdo de él, pero espero leer algunas de ellas en las previsibles memorias que seguro estará preparando, pues Antonio tiene muchas cosas que decir y que contar y que serian muy bien acogidas por parte de mucha gente, especialmente de los afiliados y afiliadas de CCOO y que no se olvide que somos mas de un millón. Un amigo común de una prestigiosa editorial, me recuerda cada vez que nos vemos que cuando se decide Antonio Gutiérrez Vegara…un tal Antonio, a escribir…

FRANCISCO NARANJO LLANOS
Director de la Fundación Abogados de Atocha 

No hay comentarios:

Publicar un comentario